lunes, 16 de junio de 2008

Xixón in red


Fue esta noche pasada una noche larga, muy larga, en Gijón. Tan larga que al amanecer la madrugada se cubrió de nubes como pidiendo disculpas por su irrupción intempestiva. Supongo que algún periodista hiperbólico (perdón por la redundancia) habrá dicho ya en alguna parte que esta noche tan larga ha durado en realidad diez años, los que sufrió el Sporting en ese llamado “infierno de Segunda”, y esto último no es hiperbólico porque, francamente, estar en el infierno y que encima sea un infierno de segunda es de lo peor que le puede pasar a uno.
Ante la magnitud de las celebraciones, la primera reflexión es inevitable: el número de participantes en las mismas no guarda proporción alguna con el número de aficionados reales al evento celebrado: o bien los sportinguistas son de suyo gente tímida que hasta ayer escondían su pasión en el cuarto de estar y con sordina, o bien los clarines de la victoria aún tienen el poder de movilizar las huestes algo adormecidas por las torpes tareas de la supervivencia cotidiana. Yo creo que hay algo que nos gusta casi tanto como apedrear al derrotado y es participar en los desfiles de los vencedores. En ambos casos se afloja el nudo de las prohibiciones que nos atan y en esa permisividad que suspende el temor al reproche y al ridículo llegamos a creer que si todo está permitido, cualquier cosa será posible.
Pero de todos modos, qué coño, ¿a quién no le gusta sentirse ciudadano de primera, y más en una Comunidad de segunda como la nuestra? Porque si bien la primera división puede ser también un infierno, será siempre el infierno de los ricos y sus llamas, aunque queman, lo hacen con el dulce glamour del flambeado.
Total, que todos necesitamos ver de vez en cuando la botella medio llena, aunque para ello deba uno habérsela vaciado previamente.

Y conste que yo tengo un pijama rojiblanco.

25 comentarios:

  1. Yo mismo siendo de León me hubiera echo sportinguista esa noche y hubiera salido a vaciar las botellas medio llenas del triunfo. Felicidades a los del Sporting y bonita foto.

    ResponderEliminar
  2. Felicidades por la parte que te toque ;-) aunque sea sólo por el pijama.

    Muy buena la foto, ese cielo amenazador y el mensaje directo e ilustrativo que ofrece esa botella medio 'llena'

    Saludos.

    ResponderEliminar
  3. Así somos. Extremistas y abonados a una felicidad de prestado. ¿Cuántos saldrían a la calle para atajar el hambre?
    Bueno, no es día para filosofar: felicidades, que es un equipo simpático.

    ResponderEliminar
  4. Jo, qué bien. A la perfección añadimos la sonrisa. Admirable, amigo Xuan

    ResponderEliminar
  5. Si atajar el hambre fuera tan sencillo como salir a la calle, creo que serían cientos, miles de personas las que saldrían a la calle. Si atajar el hambre fuera tan sencillo, seguro que encontraríamos muchas personas en el mundo dispuestas a hacerlo. Pero la solución del hambre no consiste en eso; y mucho me temo que va a costar bastante más de los diez años que empleo el sporting en subir a primera.

    Cuando he subido mi entrada anterior, me encontré con el comentario de Pedro; por eso añado ahora esta parte.(Con permiso de Xuan)
    Un saludo

    ResponderEliminar
  6. No se a quien tengo que felicitar, pero yo estoy contenta de estar aquí....hola Xuanrata

    ResponderEliminar
  7. yo es que soin mu frio y la veo mas vacía....
    Yo no uso pijama, pero lo tuyo es amor seguro, jajaja
    la foto es cojonuda , me ha encantado, la composicion el peso de la botella en el resto del cuadro , muy muy bonita
    saludo sbrujos

    ResponderEliminar
  8. Hola, acabo de conocer tu blog, muy interesante, prometo volver. La foto preciosa y enhorabuena por el ascenso.

    ResponderEliminar
  9. La fotografía es preciosa, entre el cielo y esos tonos no sabría decir qué es más hermoso... es una bellísima composición.

    Dejo mis saludos.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  10. Preciosa la imagen, la botella medio llena y al fondo un hombre que parece triste... ¿la verá él medio vacia?. Como siempre genial... Enhorabuena!

    ResponderEliminar
  11. El que quita los mejillones del Arca17 de junio de 2008, 20:09

    Una noche tan larga, de años, después del júbilo empieza a dejar a algunos pensando en el nuevo día que amanece. Mientras la euforia va empequeñeciendo, se agrandan las nuevas dudas y flaquea la fé. A oscuras no se ven las cosas como ahora, en pleno amanecer. Hasta la botella empieza a parecer medio vacía.
    Mejor dejarla, porque lo cierto es que, con botella o sin botella, todo va a ser distinto.

    ResponderEliminar
  12. Felicidades de nuevo por el ascenso a primera, a como dices un infierno flambeado jajaja, que bueno. Pase lo que pase la botella siempre medio llena. La foto te ha quedado genial aunque los grises no conjunten demasiado con las celebraciones, son fantásticos.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  13. La foto es preciosa, valió la pena esperar tantos años.

    ResponderEliminar
  14. Me alegro por el sporting y el malaga, el primero no se quien fue, fue tan pronto
    De la foto me encanta la composicion y la nitidez de las figuras.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  15. Curiosa foto, si señor, por cierto, cuidarme a mi paisano Manolo Preciado, muy buena gente si señor.
    saludos

    ResponderEliminar
  16. creo que no te habia visitado nunca, bonitas fotos y esta ultima doblemente por la foto y por la fiesta...
    Saludos

    ResponderEliminar
  17. Magnifica Xuanrata! Una imagen que me deja pensar à mi futur...en una situacion de decision no es jamas facil de prender la "calle" mejor...vamos a ver...Admirable. Riccardo.

    ResponderEliminar
  18. Felicidades por el ascenso!. Al final nos vamos de la mano a primera! aquí tambien de celebraciones, como bien dices multiplicados por seis todos los seguidores que han acudido al campo durante todo el año.

    La foto curiosísima esa botella en primer plano, con un cielo más que amenazante. A estas alturas y os llueve todavía!!!

    ResponderEliminar
  19. la primera no era la misma sin el sporting asi que muchas feliciades, yo como soy del madrid nunca he experientado la ilusion del ascenso pero conozco otras, asi que el todo gijòn hizo muy requetebien en echarse a la calle así le guste el futbol o no jeje, la euforia es uno de esos sentimientos humanos contagiosos faciles de preveer segun los acontecimientos. que bien juzgaste el momento. yo me alegré mucho por el gran Quini uno de esos tipos que se hacen querer. sobre la foto pues la encuentro sublime, preciosa que mas te puedo decir?

    ResponderEliminar
  20. Hola!!!

    Muy, muy bonita la foto, me gustó mucho, la composición quedó bastante bien, con un contendio que sugiere mucho y que invita a mirirarla con atención, por todo lo bien que te quedó

    saludos !!!

    ResponderEliminar
  21. Hermosa foto! Muy buena ... toma, perfecta!

    Siempre, la botella esta medio llena!

    Un abrazo de un optimista

    ResponderEliminar
  22. Te lo vuelvo a comentar, disfruto leyendote, y coincido contigo en tus palabras, quizas el exito de los sanfermines radiquen en la necesidad
    como dices de como se aflojan el nudo o de las prohibiciones y la deinhibicion durante 9 dias. La foto me ha parecido muy buena. un abrazo

    ResponderEliminar
  23. Que hermosa fotografia! Se me han nublado los ojos, como cuando caminas por una paseo marino fragante al atardecer y sabes que la vida es bella! Gracias

    ResponderEliminar

Archivo del blog