martes, 9 de noviembre de 2010

Fuerza 9


Esta misma tarde, mientras se abrían las cremalleras del mar, no fue difícil sentirse desnudo.



35 comentarios:

  1. A primeira é espectacular, é como se o mar estivesse a acenar para te cumprimentar.

    ResponderEliminar
  2. que poca cosa somos pero cuanto nos dejamos sentir.
    abrazos

    ResponderEliminar
  3. Que maravilla.Me has dejado con la boca abierta y un monton de ideas en la cabeza.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  4. Impresiona, aunque a la gaviota no parecía darle miedo. Espero que no se haya llevado el muro de Gijón, vaya oleaje!

    ResponderEliminar
  5. Desnudo e impotente y minúsculo ante tamaño despliegue de fuerza!

    ResponderEliminar
  6. Majestuosas fotos en las que el mar aparece con toda su fuerza, empequeñeiéndonos ante su contemplación.

    ResponderEliminar
  7. Waaa, fantástico esto! parece estar muy tormentoso, agitado el mar.. wao, mirando esto nos sentimos tan pequeños, las fuerzas que ahí hay son inmensas, asustan..
    impresionantes tomas..
    Un gran saludo..

    ResponderEliminar
  8. la fuerza del cantábrico, supongo...
    es de estos días?

    ResponderEliminar
  9. Increibles esas olas para los que estamos en el Mediterraneo, la segunda permite aun mas apreciar la fuerza.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  10. ... y tanto que te creo,..., desnudo y cual mota de polvo.
    un saludo, hermosas fotos.
    Felisa

    ResponderEliminar
  11. De la primera me quedo con ese impresionante contraste con el cielo completamente encapotado y de la segunda la composición con esas líneas, es perfecta.

    ResponderEliminar
  12. ¡acojonantes!...me gustan mucho y sobre todo la primera...

    ResponderEliminar
  13. Que belleza de olas.Su fuerza te sobrecoge.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  14. Pura belleza.
    Deja un poso de melancolía.

    ResponderEliminar
  15. Dos fotografías espectaculares, que nos muestran la fuerza del mar, y lo insignificantes que resultamos ante la naturaleza.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  16. Querido amigo, ayer mientras tu mar se abría de par en par con olas sobrecojedoras, estaba yo en otra parte de la península disfrutando de un agradable y casi cálido paseo en el Levante, siguiendo huellas en la arena y en el agua mansa, luego a la tarde me estremecí de frío en la llanura manchega.

    presiosas imágenes, también la anterior.

    un abrazo

    ResponderEliminar
  17. Inmensa la fuerza que transmite tu foto y minúscula me siento delante de la fuerza de la naturaleza. Precioso tu blog

    ResponderEliminar
  18. Me encanta el mar cuando muestra su carácter y su fuerza. Estas fotos muestran precisamente eso, y una viéndolas se siente no sólo desnuda, sino también minúscula.

    Espectaculares, ambas, aunque la primera me hace sentir mucho más vulnerable.

    Besos

    ResponderEliminar
  19. Ante la naturaleza somos insignificantes. La segunda es muy buena
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  20. que barbaridad, y que envidia me das...

    saludos

    ResponderEliminar
  21. Un espectáculo impresionante.
    Las dos fotos son una maravilla.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  22. JODER!

    (perdón, pero es alucinante)

    ResponderEliminar
  23. Una belleza las dos imagenes del mar enfuercido.

    ResponderEliminar
  24. a 1ª torna-se abstracta com a força do olhar, uma pintura, um sortilégio

    a 2ª são músculos e nervos e imensidão que só a gaivota desafia, como David gostaria...

    abrazo maestro

    ResponderEliminar
  25. tines un blog exquisito en imagenes!
    bellas, elaboradas y muy buenas!
    saludos...

    ResponderEliminar
  26. Me uno a la aclamación popular. Qué espectáculo de cielo y el color del mar también es impresionante....
    Menudos destrozos q ha hecho en algún puerto cercano....

    ResponderEliminar
  27. ¿Es la fuerza 10 la más relevante?

    La gaviota sólo se financia con aire y así cualquiera.

    ResponderEliminar
  28. Si ésto no es puro arte, sobre todo en la primera...que venga Dios y lo vea.

    Un gran abrazo.

    Enrique.

    ResponderEliminar
  29. El mar siempre nos deja unas imágenes impresionantes para quien las sepa captar tan bien como tú.
    Biquiños,

    ResponderEliminar

Archivo del blog