miércoles, 19 de octubre de 2011

Amanecer sexto

Lagos, Portugal


El primer día me despertaron los gritos con los que al amanecer toman posesión del mundo las gaviotas. Los sufrí como una intromisión, aunque en realidad el intruso era yo. Una madrugada tras otra, las gaviotas con sus puntuales disputas me fueron acostumbrando a adivinar las primeras luces sin necesidad de abrir los ojos. Al sexto amanecer bastó tan solo un aleteo para despertarme. Salí a la terraza y allí estaban, esmaltadas en el aire, las huellas inconfundibles de mi sueño.

20 comentarios:

  1. Inconfundibles y maravillosos despertares.

    ResponderEliminar
  2. Preciosos colores y unos maravaillosos garabatos de nubes. Da gusto empezar el día de esta manera.

    ResponderEliminar
  3. Quizá necesitaron 6 días para concretarse así...

    ResponderEliminar
  4. Este amanecer onírico es más que un sueño: son varios sueños que migran a la busqueda de la belleza perfecta. Pero ya será otro "amanacer".

    ResponderEliminar
  5. un espacio lírico singular, donde la luz surge... siempre.
    me encanta!

    ResponderEliminar
  6. ves por que echaba tanto de menos este calendario particular?

    tus textos magnificos y las fotos elegantisimas, muy cuidadas, me encantan las nubes y ese tonillo que tiene que tan bien encaja con tus despertares.

    me alegro mucho de tu regreso.
    un abrazo

    ResponderEliminar
  7. Joer qué fotón, me encanta la luz, el color, las formas del cielo y esas siluetas a contraluz que parecen mirar ese espectáculo.

    Enhorabuena.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  8. paisagens remotas, para lá dos sonhos...

    abrazo

    ResponderEliminar
  9. Una imágen de gran pureza.
    Cordiales saludos.

    ResponderEliminar
  10. Acompasado con el ambiente, todo es.

    ResponderEliminar
  11. Transmite amanecer y ...no es tan fácil. Te felicito.

    ResponderEliminar
  12. Qué belleza de amanecer...¡y de foto!

    ResponderEliminar
  13. Maravilloso despertar........para seguir soñando despierto.....Un saludo.

    ResponderEliminar
  14. Los guardianes cuidaban tu sueño mientra el cielo se despertaba.
    Besitos, Xuan

    ResponderEliminar
  15. Qué maravilla y qué casualidad!!
    Feliz día, saludos
    :)

    ResponderEliminar
  16. Sueño e imaginación siempre son preceptos básicos.
    ¡Qué tiene Portugal...!

    ResponderEliminar

Archivo del blog