miércoles, 31 de julio de 2019

La fisura



   Y vio Dios cuanto había hecho y no estaba tan mal para ser la primera vez, es más, estaba muy bien, así que dio por concluida su labor y bendijo Dios el séptimo día y lo santificó. 

   Al no tener nada mejor que hacer, dedicó Dios este día a contemplar su obra en toda su extensión y magnificencia, hasta que halló un pequeño descosido en una de las costuras que permitía vislumbrar al otro lado lo confuso, lo innombrado. 

   Y ya no hizo Dios otra cosa que observar aquella fisura por la que lentamente se iba vertiendo el desorden en el interior del mundo recién creado. Y entonces vio Dios que también aquello estaba bien y lo bendijo. Después creó el fútbol y se le pasó en un pispás el resto del domingo.


20 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Gracias, Joaquín. Un juego de armonías en el corazón de la Atenas clásica. Los griegos sabían mucho de esto.

      Eliminar
  2. Penetramos a través de esa fisura y pensamos que lo realizado era todo nuestro, y que seríamos nosotros quienes remplazáramos la mano de dios para agregar un orden lleno de lógica y razón. De este modo vimos que todo estaba bien y comenzamos a vivir mientras íbamos destruyendo lo que la mano de dios había hecho. Magnifica foto. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si fuimos hechos a su imagen y semejanza, nada más lógico que creernos dioses aunque sea a tiempo parcial.
      Tu continuación añade unas gotas de ácido a mi pequeña génesis y la vuelve más creíble.
      Un abrazo

      Eliminar
  3. Es la belleza de la imperfección, que nos permite intentar mejorar a través del arte. Lo que no tiene nada que ver con esta imagen, en la que no veo imperfección alguna; me parece maravillosa e inmejorable.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si la belleza es en buena parte subjetiva también la imperfección lo es. Tal vez el arte no sea otra cosa que una manera de acordar imperfecciones.
      Un abrazo.

      Eliminar
  4. Extraordinaria foto en todos los aspectos. Nadie podría encontrar ninguna imperfección.

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo no se si es una imperfección pero esa grieta existe en mi foto: entre la primera y la segunda columna empezando por la derecha hay una leve separación por la que puede adivinarse el verde de los árboles al otro lado. Nuestra mente perceptiva y constructora incansable de imágenes tiende a obviar estos detalles, pero están ahí, para bien o para mal.
      Besos

      Eliminar
  5. Una imagen impactante... Espectacular captura, amigo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias. Un impacto suave, en todo caso, supongo que fruto del encuentro entre el dura percusión de las columnas y la levedad del ritmo de esa falda.

      Eliminar
  6. Preciosa imagen. Lo del fútbol me ha hecho gracia. Entonces no existía la TV por cable. 😉 Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Podría haber sido el fútbol o cualquier otro espectáculo pero el agujero negro de la tarde del domingo había que neutralizarlo de algún modo.

      Eliminar
  7. El color se te da muy bien. me gusta mucho

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y mira que me gusta el b/n, pero ya hace tiempo que me encuentro más cómodo en el color. En este caso toda la imagen se mueve en una misma gama tonal y así todo resulta más fácil.
      Gracias, José Ramón.

      Eliminar
  8. ¿Cómo valorar el orden sin el caos, la salud sin la enfermedad, la vida sin la muerte...? El aparente desorden trae el orden, no puede existir el uno sin el otro.
    Ya sabes que me gustan tus textos, y cómo se relacionan con tus imágenes.

    El final de éste, además, me arrancó una carcajada.

    Gracias

    Besos

    ResponderEliminar
  9. Junto a la palidez del mármol, mirada rojiblanca que arde y calcina...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sin duda hay un flamear de llama en ese vestido caldera. La armonía mayor es la del caminar.

      Eliminar
  10. Respuestas
    1. Gracias! El mérito es sobre todo de la anónima paseante que nunca sabrá de su contribución a este instante.

      Eliminar

Archivo del blog